Marc Márquez: "El circuito de Losail me gusta"

El piloto CatalunyaCaixa parte mañana hacia Doha (Catar), donde el próximo domingo se disputa el primer Gran Premio de la temporada 2012. Tras el atípico invierno que le ha tocado vivir, el de CX afronta con gran ilusión una prueba que nos regalará grandes dosis de emoción. Los focos del circuito catarí de Losail serán los testigos principales del primer reto para el de Cervera. La pasada temporada, el piloto CX no pudo puntuar al sufrir una aparatosa caída, sin consecuencias, mientras se disputaba la carrera. Esta vez, Marc llega confiado, con calma, y con la experiencia de un piloto con un talento excepcional y con la capacidad de absorber cualquier información que le pase por delante.
El Circuito Internacional de Losail, en Catar, albergó por primera vez en 2004, un Gran Premio del Campeonato del Mundo de MotoGP. La primera piedra se colocó en diciembre, ante la presencia de campeones del mundo del pasado y actuales, como son MickDoohan o Valentino Rossi.
Una de las características principales del que será el primer Gran Premio de la temporada 2012, reside en la enorme cantidad de focos -se podrían cubrir 10 campos de fútbol- que el circuito alberga. Su gran estructura lo convierte en uno de los circuitos más modernos del calendario actual. Además, la obra maestra fue creada en el desierto catarí, con todas las dificultades técnicas que ello conlleva.
El circuito, de 5.4 kilómetros, tiene una recta de 1.068 metros y 16 curvas, y fue aprobado por la Comisión de Seguridad de MotoGP, entonces compuesta por Valentino Rossi, Sete Gibernau, Kenny Roberts Jr y NobuatsuAoki.En 2008, Catar rompió moldes con la celebración del primer Gran Premio nocturno de la historia, en la que fue la culminación del más importante proyecto de iluminación permanente en un recinto deportivo. La prueba fue un éxito absoluto y se ha consolidado como una de las citas más espectaculares del calendario de MotoGP.
El piloto CX ha trabajado muy duro a lo largo de toda la pretemporada, en lo que al físico se refiere, y llega a la cita más fuerte que nunca y, lo más importante, con unas ganas bárbaras de brillar bajo los focos cataríes del circuito de Losail.
Marc Márquez, piloto CatalunyaCaixa:
"Tenía muchas ganas de que llegase esta semana. Este martes nos marchamos para Doha, donde comienza una nueva temporada de Moto2 y donde esperamos conseguir un resultado mucho mejor al del año pasado. Todo el equipo ha trabajado muy duro este invierno para que llegase este momento y solo tengo palabras de agradecimiento hacia ellos y a todos los patrocinadores que han confiado en mí. La lesión cada vez queda más atrás y eso es una señal muy positiva para el inicio del Campeonato del Mundo. Han sido meses bastante complicados, pero en cuanto lleguemos a Catar no hay que mirar más atrás y tratar de disfrutar. El circuito de Losail me gusta, es un trazado rápido y muy particular, donde espero que la Suter pueda dar el máximo rendimiento".