Moto GP en Australia

Marc Márquez sigue batiendo records

Los días 25, 26 y 27 de octubre tuvo lugar la antepenúltima cita de la temporada en el circuito australiano de Phillip Island.

 

El viernes dio comienzo la acción en pista donde Marc Márquez y Jorge Lorenzo lucharon en condiciones cambiantes por el sexto y 16º puesto respectivamente.

 

Los pilotos de Moto GP fueron testigos del famoso clima cambiante de Phillip Island. En pocas horas se mostraron las mejores y peores condiciones que ofrece el circuito australiano. Con 16º C en pista durante la mañana y tras una lluvia a medio día, pocas horas después la pista alcanzó hasta 36º C. Dado que la previsión durante todo el fin de semana era de lluvia, los pilotos aprovecharon el asfalto mojado para poner a pruebas sus motocicletas.

 

El sábado las condiciones climatológicas siguieron siendo protagonistas. La lluvia y el fuerte viento obligaron a posponer los entrenamientos clasificatorios hasta el domingo por la mañana y a suspender el FP4 con bandera roja.

 

Marc Márquez tuvo un comienzo positivo el domingo en Australia. Consiguió la pole por octavo año consecutivo en Phillip Island. Iniciada la carrera, se encontró en una batalla de nueve pilotos durante las primeras vueltas. Márquez se abrió camino para unirse a Cal Crutchlow y Maverick Viñales que estaban al frente. Viñales intentó escaparse de sus perseguidores, pero Márquez no le dejó irse muy lejos y esperó hasta la última vuelta para superarle y cruzar la meta en primera posición. Con este logro, el vigente campeón del mundo suma 11 victorias esta temporada y un total de 55 en Moto GP, superando a Mick Doohan (54). Marc Márquez ha conseguido cinco victorias consecutivas en Moto GP por primera vez desde 2014.

 

Como resultado de la victoria, el Equipo Repsol Honda está solo a un punto del Equipo Ducati en el Campeonato por Equipos, aspirando a completar la codiciada triple corona.

 

Al otro lado del box, Jorge Lorenzo tuvo un comienzo difícil tras asegurarse el 19º lugar en la parrilla. Lorenzo consiguió completar una exigente carrera de 27 vueltas, cruzando la línea en el puesto 16.

 

El Mundial de Moto GP seguirá su ruta por el continente asiático para disputar la última parada antes de volver a Europa. Será en el Circuito Internacional de Sepang, en Malasia.